ARTE CON POPOTILLO DE ESCOBA EN CUMBRE TAJÍN

Foto Mario Noriega Villanueva
Foto Mario Noriega Villanueva

– Interesante stand del estado de México
POR MARIO NORIEGA VILLANUEVA/ informatePR
El Tajín, Papantla.- Don Roberto Domingo, artesano del popotillo de escoba, laboraba con una rapidez manejando su material para darle forma y presentarlo a los asistentes al festival Cumbre Tajín 2019, al cual ha asistido ya cuatro veces. Ensimismado en su labor no reparó de inmediato en nosotros que lo observábamos curiosos y admirando cómo realizaba su trabajo con eficacia y calidad.

Cuando reparó en nuestra presencia, solo nos miró muy brevemente para luego continuar con su trabajo. Tuvimos que interrumpirle un momento para platicar con él sobre lo que hacía y exponía. Amable, con una sonrisa en el rostro, empezó diciéndonos que el popotillo, es una planta que crece en los cerros allá en el estado de México, hasta donde van a traerlo para darle todo tipo de formas, imágenes, llaveros y más.
“Acudimos a recolectar el material, se tiñe de color, para luego trabajar y darle forma a cada pieza. Algunas nos las piden algunos clientes y otras son creatividad de “nosotros”, decía respondiendo a nuestras preguntas en forma ágil y con un gusto que se reflejaba en su rostro, como sintiéndose satisfechos de lo que hacen y que la gente coloca como algo especial en lugares estratégicos de sus hogares.
Son piezas pequeñas unas, más grandes otras, pero todas hechas con una habilidad extraordinaria como las que estuvimos admirando por varios minutos antes de iniciar la entrevista. “este lo empecé ayer”, enfatizaba pero “ya lo terminaré en una o dos horas más. Le estoy dando los últimos toques. Será como ese, pero en pequeño”, decía con orgullo de que su producto tiene calidad y un terminado excelente.
Hacen también, cruces, portafotos y llaveritos especiales. De verdad los trabajos que nos tocó admirar, son de excelencia. No preguntamos costos, pero sea cual sea, quien los adquiera, habrá hecho una buena inversión de la que no se arrepentirá jamás porque le adornará la casa, la oficina, donde quedará colocada la obra de arte base de popotillo de escoba.
El artesano del popotillo, se muestra contento de lo que hace y señala que buscan escaparates como Cumbre Tajín, donde tienen muy buena aceptación y registra buenas ventas, “exponemos y ganamos algún dinero”, comentaba y agregaba que cada trabajo que hacen en pequeño, les lleva entre 6 a 8 horas elaborarlo, pero recordó “sentimos que más gente lo va a admirar dondequiera que se lo lleve y ponga”. (22/marzo/2019)

Entradas relacionadas